Níjar saca adelante un presupuesto centrado en caminos rurales y liquidación de la deuda heredada

El equipo de gobierno del Ayuntamiento de Níjar liderado por Esperanza Pérez Felices ha sacado adelante un presupuesto para 2018 centrado en la inversión en caminos rurales y otras vías públicas como principales partidas, dentro de las posibilidades que permite la regla de gasto impuesta. Precisamente para poder paliar los efectos de ese encorsetamiento de las cuentas públicas impuesta por el Ministerio de Hacienda, Pérez ha anunciado que al rebajar la deuda heredada del gobierno del PP en más de 51%, que ascendía a 18 millones de euros sólo con entidades bancarias, podrán planificarse nuevas inversiones financieramente sostenibles. “Hacemos unos presupuestos que siguen limitados por las deudas que dejó el anterior equipo de Gobierno, y aún así podemos decirle a la gente de Níjar que no sólo hemos rebajado en más de un tercio la losa que heredamos, sino que además podemos invertir en lo que más nos interesa, que son los caminos rurales y el mantenimiento y modernización de nuestras vías públicas”, ha dicho la alcaldesa.

Las cuentas municipales centran el esfuerzo inversor en la partida de 700.000 euros destinada a caminos rurales, “porque es la forma más directa que tenemos de apoyar a nuestros agricultores, mejorar las condiciones de acceso a sus puntos de trabajo y así lo mantendremos en los próximo años, y después de 2019 también, que no les quepa ninguna duda”, ha asegurado dirigiéndose a la bancada popular.

Pérez ha aprovechado el pleno para pedir lealtad institucional al PP para que “no pongan piedras en el camino de los planes provinciales de los que Diputación sólo aporta el 25% del importe. Es importante que colaboren en la agilización de los procesos de contratación”, ha dicho. De igual modo la primera edil ha dejado claro ante el pleno que “hemos arreglado calles, aceras, caminos y lugares que permiten a nuestros vecinos circular con mayor seguridad, pisar con fuerza sobre el terreno y con la convicción de que este ayuntamiento, ahora, gasta el dinero en aquello que necesita la gente, pero lo mejor de todo es que todos los proveedores que tiene Níjar siempre quieren volver, porque ahora éste es un ayuntamiento que paga su deudas, y eso hace que todos los que vivimos en Níjar podamos ir por cualquier calle o camino con la cabeza bien alta”. En este mismo sentido ha adelantado que este año quedarán liquidadas facturas aún pendientes de 2013 y 2014, también heredadas del anterior gobierno del PP, ahora en la oposición, a la que ha recordado que “aún estamos con contenciosos y procesos judiciales por servicios que sencillamente decidieron no pagar, como la inspección recaudatoria que llevó a cabo, cobró a los vecinos y no pagó a quienes la hicieron”

Por su parte el teniente alcalde y concejal de Turismo, Alexis Pineda, tras un detallado informe sobre los criterios seguidos para la elaboración del presupuesto ha respondido a las críticas del PP sobre la necesidad de una mayor inversión su área recordándole que “hemos aumentado en más de un 90% lo que ustedes presupuestaban para turismo. No hemos tenido ni mucho menos las subvenciones a las que ustedes tuvieron acceso pero desaprovecharon, y aún así con el trabajo hecho podremos ser reconocidos como municipio turístico y acceder a los fondos que ello supone”.

El presupuesto de Níjar ha salido adelante con los votos a favor de PSOE e IU y en contra del PP, pese a que su portavoz afirmó en su intervención que se trata de unas cuentas en las que no encontraban nada que objetar.